miércoles, 15 de abril de 2009

Noruega








Para mí Noruega fue un enorme alce aunque no nos lo cruzáramos, gracias a Dios, por las carreteras de un carril (Trujo por la derecha siempre por favor). Un alce con montañas, fiordos, lagos y naturaleza abrumadora donde extrañas gentes viven "his own way" separados del mundanal y devastador ruido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué te ha parecido?