domingo, 2 de octubre de 2011

El prado de Viena




En Viena abundan las zonas verdes, una de ellas es el Prater, un parque en las cercanías del Danubio. No es difícil perderse en este inmenso prado. Zonas de bosque donde pasear a los Golden Retriever, columpios, toboganes y sorpresa...¡un parque de atracciones!. La entrada a este parque para disfrutar de su ambiente es gratuita y hay atracciones muy divertidas (o no). Aunque siendo un murciélago estoy bastante acostumbrado a la gravedad cero, estar boca abajo, volar, dar vueltas, chocarme contra palos...

Más de 100 años tiene la noria que da la bienvenida al visitante, es la más antigua del mundo

Pero no sólo hay un parque de atracciones, también volé cerca de un lugar mágico para un españolito común. El estadio Ernst Happel es donde ya 3 años hace que Torres levantó la pelotita por encima de Lehman para conseguir la Eurocopa después de que España escribiera su poema de amor al deporte que le faltaba.



Ya me iba de Viena... pero no pude volar, me caí al Danubio después de una noche "vampira" y me dejé llevar...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué te ha parecido?